Learn more
Montefiore in the News
Home >  Newsroom >  Montefiore in the News
Print

Newsroom

Montefiore in the News

March 11, 2020

La "técnica del trípode" reduce el dolor y es más segura que la cirugía abierta tradicional; los resultados han sido publicados en The Journal of Bone and Joint Surgery


NUEVA YORK
(11 de marzo de 2020) - Según un estudio realizado por varios cirujanos de oncología ortopédica del Montefiore Health System, miles de pacientes cuyos cánceres se han extendido a los huesos podrán optar a un nuevo tratamiento quirúrgico mínimamente invasivo diseñado para reparar dolorosas fracturas pélvicas.

Si el cáncer se extiende desde su foco primario a los huesos, éste puede debilitarlos y, en último término, fracturarlos. Las fracturas pélvicas causan un dolor debilitante y dificultan enormemente la ambulación. Hasta ahora, los cirujanos enfrentan estás situaciones mediante una sustitución total de cadera para reducir el dolor y mejorar la calidad de vida. Este enfoque suele tener éxito, pero se trata de cirugía mayor y conlleva riesgos que van desde una pérdida de sangre significativa, infecciones, luxaciones y la necesidad de una hospitalización más prolongada, además del riesgo propio de permanecer bajo los efectos de la anestesia durante un periodo prolongado de tiempo.

Los cirujanos de oncología ortopédica de Montefiore han sido los primeros en aplicar la “técnica del trípode", un nuevo enfoque para pacientes con lesiones pélvicas producidas por el cáncer. Esta técnica consiste en aplicar diversos tornillos, a través de diminutas incisiones, que afirman los huesos dañados y estabilizan la pelvis. Se denomina de "trípode" porque los tornillos se colocan en una configuración tripoidal con el fin de dar soporte a la cavidad de la articulación de la cadera.

"Este enfoque contradice la idea convencional de que el hueso afectado por el cáncer es demasiado frágil y que, por tanto, necesita ser reemplazado por completo”, comenta el autor principal del estudio Rui Yang, MD, Cirujano Ortopédico de Montefiore y Profesor Adjunto del Albert Einstein College of Medicine. “Nuestro estudio demuestra que mediante esta técnica los pacientes se libran de tener que someterse a cirugías más prolongadas y agresivas. Se recuperan y regresan a sus casas más rápido, tienen menos dolor y, lo más importante, pueden reanudar sus terapias contra el cáncer mucho más rápido".

Este proyecto está integrado en el ámbito de investigación de la División de Oncología Ortopédica; allí se encuentra el Laboratorio de Investigación de Oncología Musculoesquelética, que lleva a cabo investigaciones básicas y traslacionales en el seno del Centro del Cáncer Albert Einstein, designado como Instituto Nacional del Cáncer. Sus proyectos se centran en tumores raros de huesos primarios y de tejidos blandos, incluidos el osteosarcoma y el sarcoma sinovial. Además, la División de Oncología Ortopédica interviene regularmente en diversos estudios clínicos institucionales y multicéntricos que abarcan diversos aspectos de la oncología ortopédica. Los doctores han presentado sus resultados en diversos certámenes nacionales e internacionales, demostrando que la técnica de "trípode" no es solo segura y efectiva, sino que los pacientes que antes de la operación estaban postrados, en silla de ruedas o usando otras ayudas de deambulación, toleran dicha técnica extremadamente bien.

"Nos complace demostrar que esta técnica da lugar a mejores resultados para nuestros pacientes", dijo el coautor David Geller, MD., Oncólogo Ortopédico y Vice-Chairman, de Estrategia e Innovación de Cirugía Ortopédica en Montefiore, y Profesor Adjunto de Cirugía Ortopédica y Pediatría, en el Albert Einstein College of Medicine. "Además, hemos podido observar que, a diferencia de lo que se pensaba, en muchos de nuestros pacientes las fracturas sanan y experimentan nuevo crecimiento óseo".

Una de las pacientes en beneficiarse de la técnica del trípode es Nancy Toussaint, de 58 años de edad y sobreviviente del 11 de septiembre. Nancy cuida de sus padres ancianos. Un día mientras hacía algunas gestiones sintió que sus caderas "se movían". Consiguió controlar el dolor durante varias semanas, pero finalmente decidió ir al médico. Fue entonces cuando supo que su hueso pélvico se había fracturado a causa de un cáncer que estaba invadiendo su cuerpo. El pasado mes de septiembre Nancy se sometió a la cirugía de trípode para reparar la fractura pélvica y ahora está recibiendo tratamiento contra el cáncer.

"La mayoría de los pacientes que participaron en este estudio pudieron levantarse de la cama y soportar peso el mismo día de la cirugía", dijo el Dr. Yang. “Ninguno de ellos requirió una transfusión de sangre y no hubo problemas de sanación de heridas. Esperamos que otros cirujanos consideren este enfoque ya que libera a los pacientes de su problema [de cadera] mientras se someten a su tratamiento contra el cáncer”.

###


Sobre el Montefiore Health System

El Montefiore Health System es uno de los principales sistemas de salud académicos de Nueva York y es un líder reconocido en la prestación de atención médica personalizada de calidad excepcional, y responsable de aproximadamente tres millones de personas en comunidades del Bronx, Westchester y Hudson Valley. Consta de 10 hospitales, incluido el Children's Hospital de Montefiore, el Burke Rehabilitation Hospital y más de 200 centros de atención ambulatoria. La investigación clínica y traslacional avanzada de su escuela de medicina, el Albert Einstein College of Medicine, recae directamente en la atención al paciente y mejora los resultados. Desde los Centros de Excelencia Montefiore-Einstein en cáncer, cardiología y cuidados vasculares, pediatría y trasplantes, hasta su destacado programa de salud escolar, Montefiore es un sistema de atención médica totalmente integrado que da servicios médicos integral y coordinados tanto a los pacientes como a sus familias. Más información en www.montefiore.org. Síganos en Twitter y visítenos en Facebook y YouTube.

 

Sobre el Albert Einstein College of Medicine  El Albert Einstein College of Medicine es uno de los principales centros de investigación, educación médica e investigación clínica del país. Durante el año académico 2019-2020, Einstein acogió a 724 estudiantes de medicina, 158 estudiantes de doctorado, 106 estudiantes del programa mixto MD/Ph.D y 265 becados de investigación posdoctoral. El Albert Einstein College of Medicine tiene un profesorado de 1,800 miembros a tiempo completo distribuidos en el campus principal y en sus filiales clínicas. En 2019, esta institución académica recibió más de $178 millones en becas por parte del Instituto Nacional de la Salud (NIH en sus siglas en inglés). Esta cantidad cubre la financiación de los principales Centros de Investigación de Einstein dedicados al estudio del envejecimiento, a trastornos del desarrollo intelectual, la diabetes, el cáncer, la investigación clínica y traslacional, la enfermedad hepática y el SIDA. Este centro también centra sus esfuerzos en la investigación del desarrollo cerebral, la neurociencia y las enfermedades cardíacas, así como en iniciativas para reducir y eliminar las disparidades étnicas y raciales en la prestación de salud. Su asociación con Montefiore, el Hospital Universitario y el centro médico académico de Einstein, impulsan la investigación clínica y traslacional para acelerar el ritmo al que los nuevos descubrimientos se convierten en tratamientos y terapias con un impacto real en los pacientes. Einstein dirige uno de los programas de capacitación de residencia y becas más importantes de la profesión médica y dental de todos Estados Unidos; y lo hace a través tanto de Montefiore como de una red de filiales compuesta por hospitales y centros médicos del Bronx, Brooklyn y Long Island. Si desea más información, por favor visite www.einstein.yu.edu, lea nuestro blog, síganos en Twitter, gústenos en Facebook, y véanos en YouTube.